fbpx

Los clientes molestos son frecuentes en cualquier tipo de negocios, bien sea porque están insatisfechos, enojados o de mal humor. Sabemos que no es  fácil lidiar con este tipo de personas, pero es posible manejarlos y salir airosos, solo es necesario desarrollar la habilidad para aprender a manejarlos

Como lidiar con clientes molestos

Lo primero que debemos saber es que tenemos que tener un alto grado de paciencia. Seguidamente, un porcentaje de delicadeza, aspecto fundamental para poder ayudar a este tipo de personas. Es de vital importancia mantener la calma, la asertividad y un poco de lógica  y sentido común serán elementos idóneos a considerar.

Nuestro objetivo primordial es primeramente calmar al cliente y simultáneamente encontrar la manera de resolver su problema. Otro tips valioso y en el que debemos enfocarnos, es pensar que un cliente satisfecho es la puerta de entrada a otros muchos, esto en definitiva, significa crecimiento exponencial de nuestra empresa.

Revisando – Evaluando Estrategias

Como en la mayoría de los negocios revisar y evaluar las estrategias es fundamental para lograr el éxito, particularmente si tienes que lidiar con clientes molestos, por ello es recomendable antes de tener que enfrentar a tus clientes, que te enfoques en:

  • Diseñar tu día laboral
  • Cronometrar tu tiempo para mayor efectividad
  • Planificar cada tarea o actividad
  • Modular con educación tu lenguaje
  • Ser cortes.
  • Mantener la calma en todo momento

Agentes de Campo

Los agentes de campo son aquellos recursos humanos que debes capacitar para que estén en primera fila de tu negocio. Por ello  es vital ayudarlos a desarrollar sus técnicas de atención al cliente y propiciar el desarrollo de  habilidades y destrezas que fortalezcan su capacitación empresarial. Recuerda que cada segundo invertido en un trabajador va a redundar en un cliente satisfecho y un cliente satisfecho, traerá otros muchos a tu negocio.

El personal de atención al cliente debe convertirse en un experto comunicacional y en un excelente motivador, además debe tener una presencia limpia y elegancia, además estar en capacidad de saber lidiar con situaciones incómodas. Por último es bueno resaltar que cada agente de campo debe convertirse en un amante de su trabajo, está en tí como conductor de tu negocio perfeccionarlo cada día más.

Siempre debemos seguir más allá

Considera que la mejor manera de tratar con los clientes difíciles es evitar que se enfaden. Es importante que los agentes de campo se aseguren de que un cliente esté completamente satisfecho con el trabajo realizado antes de marcharse. Por ello es vital prestar atención a los detalles, por simples que parezcan.

Si deseas mantener a tus clientes felices y evitar los reclamos y los malos ratos trata de:

  • Mantén siempre el centro de trabajo ordenado y limpio, ya sea el emprendimiento de servicios o de venta.
  • Trata de obtener la máxima información de lo que el cliente necesita, sin saturarlo a preguntas.
  • Ser rápido y asertivo tratando de complacer sus exigencias y personalizar su atención, es decir, uno a la vez.
  • Brinda confianza y seguridad en cada argumento esgrimido.
  • Se puntual en los requerimientos establecidos al iniciar el trabajo.
  • Evita dejar  preguntas sin responder.
  • Escucha atentamente a tus clientes. Esto es especialmente útil cuando las emociones se intensifican  porque deberás concentrarte completamente en escuchar en lugar de reaccionar.
  • No olvides que el tono de voz también es de vital importancia. Si tu cliente está insatisfecho o alza la voz, respira profundo y baja tu tono de voz, así le obligarás indirectamente a escuchar tus argumentos.

Mejorar  tu  capacidad de escuchar y de actuar

Es fundamental que tengas presente el lenguaje corporal. Presta atención a tus gestos, y a los gestos de tus clientes, cada detalle te dirá como debes actuar. Mantén un contacto visual constante y no interrumpas a tus clientes, incluso si te interrumpen.

En el momento en que tengas oportunidad, repite la queja de tu cliente, de esta manera te asegurarás de que entendiste a cabalidad su planteamiento y el cliente agradecerá la atención que has prestado a su planteamiento, lo cual le dará seguridad y bajara sus niveles. Por sobre todas las cosas evita los malos entendidos.

Finalmente, recuerda que siempre se dará el caso de personas insatisfechas lo que deseamos es que estos clientes sean cada vez menos que los satisfechos. Si se da el caso de este tipo de personas molestas, trata de que tu agente de cambio no pierda confianza en sí mismo, actúa con estímulos super positivos para que no se frustre y siga redituándote ganancias en todos los sentidos.

Recuerda que el lucro de tu emprendimiento no sólo radica en más dinero sino en personal responsable, eficiente y eficaz, que se sienta bien remunerado y que ame lo que hace.