Muchas personas suelen subestimar la importancia de otras redes sociales como LinkedIn para conseguir posicionarse entre otros negocios. Al final, vender en LinkedIn tiene una ventaja con la que otras redes sociales no cuentan, pero muchas personas todavía no han descubierto, que son los beneficios que puede traer para tu negocio el contar con una interacción activa en LinkedIn.

Empezando por el hecho de que LinkedIn es, principalmente, una red social de negocios, la gente no se une a ella esperando cosas personales o leer sobre tus vacaciones, sino que la atención está completamente enfocada en establecer redes comerciales y expandir tu negocio.

Cada una de las personas que crea una cuenta en LinkedIn está interesada en hacer negocios. Esto te da un factor de anticipación ante los productos que ofreces, la cual puedes aprovechar a tu favor de muchas maneras. Es la plataforma perfecta para venderte, darte a conocer como empresa y conseguir incluso nuevos aliados comerciales, así que no estar en ella puede ser un gran error.

¿Cómo vender más en LinkedIn?

Claro que, hay que hacerlo de la manera correcta. No te sirve de nada estar por ahí de observador, sin realmente priorizar la interacción y la construcción de una relación con el público que te lee. No porque las personas estén esperando a ver lo que ofreces puedes darte el lujo de solamente dedicarte a ello sin aportar nada más de valor. Sin embargo, si te permite trabajar con un poco menos de presión, ya que las expectativas y la intención ya ha sido claramente establecida.

Por supuesto, hay que seguir trabajando en la construcción de una relación con el público. El hecho de que alguien espere que le vendan no significa que no tengas que ganarte el derecho a vender aportando valor primero. Pero hay un poco menos de presión, ya que la expectativa ya se ha establecido.

Además, es importante tomar en cuenta que el algoritmo de LinkedIn no funciona igual que el algoritmo de otras redes sociales. Por ejemplo, sabemos que Facebook en ocasiones elimina publicaciones con enlaces que podrían redirigir a otras páginas, alejándolos de Facebook, ya que su objetivo es mantener a la gente en la plataforma durante el mayor tiempo posible.

En cambio, a LinkedIn no le interesa si pasas 4 horas revisando la plataforma, por lo que no suprime publicaciones con enlaces externos. Estos pueden ayudarte a proporcionar valor y recursos a tu audiencia, lo cual puede ser bastante útil en la creación de una relación de confianza con tu público.

Por otro lado, también debemos recordar siempre que la mentalidad (y el presupuesto) de las personas que se encuentran en LinkedIn están adaptados a su actividad dentro de la plataforma. Es por ello que el alcance de la promoción de tu marca puede ser mucho mayor que en otras redes.

Algunos consejos prácticos para vender en LinkedIn

Crear un ambiente de confianza para tus clientes puede ser la parte más engorrosa y lenta del proceso, pero una vez que creas este cimiento, será mucho más fácil lograr que tus seguidores realmente concreten una compre. Debes asegurarte de contar con exposición ante ellos varias veces antes de proceder a lanzarte de lleno con marketing de tus productos. Deja que te conozcan, que conozcan tu producto, y que se interesen por ti, al ofrecerles contenido de valor y fomentar la interacción y discusión en tu red.

Ya sabemos que se necesita tiempo para construir ese factor de conocimiento, gusto y confianza con los clientes potenciales antes de que decidan trabajar con usted. Eso significa que necesitan estar expuestos a ti repetidamente antes de comprometerse a dar el siguiente paso.

Cuando te enfrentas a gente que nunca ha visto nada de lo que haces, y que te está conociendo a través de LinkedIn, es importante que crees una estrategia sólida que incluya contenido valioso para preparar a ese cliente potencial. Gánate el derecho a vender y promocionar tus productos y servicios, siempre enfocándote en el contenido de valor que puedes ofrecer y comprometiéndote de lleno con la audiencia que te lee.

Una persona que se encuentre con tu perfil de LinkedIn puede estar englobada en tres categorías, a las que algunos hacen referencia como la teoría de los cubos: desde el más frío hasta el más caliente. Un cliente frío es aquel que tiene poca o ninguna exposición a ti y a tu marca, no sabe quién eres, mientras que un cliente caliente ya ha interactuado contigo en varias oportunidades, y está más cerca de convertirse en un cliente fiel de tu marca.

¿Cómo dirigirme al público que me lee?

Para saber cómo dirigirte a tu público, debes entender en qué categoría se encuentran, y adaptar el contenido que ofreces para que genere una interacción y llame la atención de personas en cualquier categoría. Una de las mejores cosas que puedes hacer es seleccionar el contenido que muestras en tu sección destacada.

En esta sección, puedes compartir publicaciones de LinkedIn, enlazar con contenido fuera de la plataforma y subir documentos o imágenes relevantes. Aquí, especialmente para los clientes fríos, es importante que coloques una publicación o artículo que hayas compartido en LinkedIn y que haya obtenido una buena cantidad de engagement.

Esto hará posible que el cliente que no sabe nada de ti te conozca un poco mejor sin tener que dar demasiadas vueltas: permanecen en la página y se dan el tiempo de conocerte y decidir si les interesa lo que ofreces. Claro que debes asegurarte de que el contenido no solo sea atractivo, sino que sea fácil de leer y represente algo valioso para él.

Por otro lado, tienes a los clientes que ya han estado expuestos a tu contenido, y para ellos puedes enlazar a algún recurso, también de valor, pero que se encuentre fuera de LinkedIn, como un enlace a un video de YouTube o un artículo de tu blog. Este contenido es idóneo para ellos, ya que te conocen y tienen la confianza suficiente como para salir de LinkedIn y conocer un poco más de ti.

Sea como sea, debes tratar de que lo que ofreces siempre llame la atención, independientemente del cliente. LinkedIn tiene muchas bondades que vale la pena aprovechar, la red de contactos y la facilidad de interacción hacen de esta red social una de las mejores opciones para los negocios.

Ir al contenido