El comercio social es una rama de los negocios que utiliza y aprovecha la facilidad y la accesibilidad que caracterizan al comercio electrónico, y las combina con la participación de la comunidad en redes sociales. Esta es una de las tendencias que ha ganado más popularidad durante el último año. Y es que no solo te ayuda a lograr que tus productos lleguen a un público más amplio, sino que te ayuda a convertir a tus seguidores de una manera fácil y rápida.

Es importante notar que alrededor del 55% de los compradores online se encuentran en las redes sociales. Muchas de las grandes empresas aprovechan la facilidad que nos ofrecen las redes sociales. Por ello venden sus productos a través de Instagram, Facebook, Shopping Ads, catálogos e incluso Pinterest. Esta tendencia que este sea el momento perfecto para sumarte a ella.

Claro que, las redes sociales se mueven a una velocidad impresionante, y las características del comercio social se actualizan bastante a menudo. En este sentido, es importante mantenerte a la vanguardia y estar siempre al tanto de las últimas tendencias. Conozcamos un poco más sobre lo último que hemos visto sobre el comercio social, y cómo aprovecharlo.

Las tiendas virtuales en Facebook e Instagram plataformas para el comercio social

Facebook e Instagram forman parte de la élite de las redes sociales hoy en día. Es por ello que no podemos subestimarlas. Las tiendas virtuales dentro de estas redes sociales se han convertido en uno de los mayores desarrollos dentro del mundo del comercio en el último año.

La función de tienda online que ambas plataformas ofrecen es bastante sencilla de utilizar y permite a los negocios establecer una alternativa online a las tiendas físicas. Sabemos que muchas tiendas online funcionan sin necesidad de más que una cuenta en dichas redes sociales. Sin embargo, las optimizan de tal manera que funcionan en cualquier plataforma o dispositivo.

Estas facilitan la compra mientras proporcionan una atención personalizada y oportuna a sus necesidades. Además, están optimizadas para cualquier plataforma o dispositivo, lo que facilita el proceso de compra mientras conocen más de ti y de lo que haces.

Una de las mayores ventajas de las tiendas dentro de Instagram o Facebook es que tener acceso a ellas es completamente gratuito. Muchas veces, los sitios web en los que se gestiona el comercio electrónico son bastante costosos, y requieren un mantenimiento y conservación del cual las tiendas en Facebook e Instagram no requieren, lo cual elimina los gastos que podrías tener para mantener tu tienda.

Contar con una tienda virtual en redes sociales te permite limitarte a personalizar esta sección a tu gusto, y simplemente dejar que tus seguidores naveguen por tu tienda y conozcan más sobre ti antes de hacer una compra. Es importante que tomes en cuenta que la gran mayoría de tus clientes potenciales puedes encontrarlos en las redes sociales, y es por eso que resulta extremadamente provechoso utilizar las tiendas de redes sociales: es mucho más sencillo llegar a tus clientes potenciales.

Los videos shoppable se han convertido en una excelente opción

Hoy en día, las personas que forman parte de una red social están saturadas de información, y es por eso que es importante que el contenido que ofreces en redes sociales llame la atención y obligue a tus seguidores a detenerse y ver tu publicación. Una de las mejores maneras de hacer esto es con un video shoppable, también conocidos como videos interactivos que permiten a los espectadores realizar una compra desde la misma publicación. Este tipo de videos te ofrecen la posibilidad de incluir un menú desplegable que enlaza el producto con el proceso de compra de manera casi inmediata y con solo unos clics de distancia.

Este formato de videos no solo funciona de maravilla en Instagram, sino que te permite incrustarlo en tu sitio web, subirlo a YouTube, y colocarlo en distintas plataformas de las que formes parte, como Ikea, Amazon y otras como AiBUY, NTWRK y Shoploop. Lo mejor de este formato es que le permite a los usuarios interactuar con el video y comprar mientras miran. Al fin y al cabo, esta tecnología no es nueva, solamente se ha empezado a expandir con más fuerza dentro del mundo del comercio digital.

Estas dos son solo las tendencias más remarcables de comercio social que deberías tomar en cuenta, sin embargo, hay miles de opciones dentro de las redes sociales que pueden constituir una excelente opción para tu negocio. Es importante aventurarse en las distintas posibilidades que tienen las redes sociales para expandir tu negocio. El futuro de la tecnología se ha convertido en el presente, y solo aquellos que lo aprovechen serán los que puedan tener negocios exitosos y prósperos.

Ir al contenido